Carboxiterapia:

Es una técnica nueva, muy sencilla, aplicable en estética con resultados altamente satisfactorios.
Se utiliza una aparatología de última generación, que dosifica el CO2 según el programa de tratamiento, aplicando en forma subcutánea, simplemente con una aguja mosquito, durante un corto período.
Produce un mejoramiento de la microcirculación, tiene efectos lipolíticos, esculturizando las formas del paciente.
Es una técnica que potenciada con otros métodos, es muy efectiva, y por sobre todo, sin efectos secundarios.